domingo, 19 de abril de 2009

Hippies (VI)

Anécdota en el despacho de un administrador de un digger. "Entra un grandote de unos treinta años, sonrie, deposita un sobre marrón y se va silbando una tonada del Grateful Dead. El sobre contiene dos mil ciento cincuenta dólares. Este hippy es un joven pintor que está comenzando a cotizarse. Vuelve de Oakland, una ciudad vecina donde tiene amigos coleccionistas. Ha vendido, como todos los meses, unas diez telas y todo el dinero ganado es su contribución a la comunidad hip en la que vive.Ya te dije que están todos locos. Es quizás en esta etapa felíz y fecunda que la hippie way of life vive su época de oro coronada con el increíble Human Be In del 14 de enero de 1967, que atrae entre 30.000 y 50.000 personas en los campos de polo del Golden Gate Park."

Lancelot, M. (1969) Los Hippies. Quiero ver a Dios de frente. Emecé Editores. Buenos Aires. p 105